El Vocero
Septiembre 26, 2005

Cien tiros contra el machetero

Por: Maricarmen Rivera Sánchez
Redactora EL VOCERO

La evidencia recopilada por personal de ciencias forenses en Hormigueros apunta a que Filiberto Ojeda Ríos hizo menos de diez disparos a los agentes federales, a lo que éstos contestaron con una lluvia de balas que pudieron llegar al centenar.

El secretario de Justicia, Roberto Sánchez Ramos, informó que ayer no se pudo terminar de revisar la escena donde el viernes agentes federales asesinaron al líder del Ejército Popular Boricua. El proceso terminará hoy, aseguró.

"El hallazgo, en términos de evidencia física, es que Filiberto Ojeda había disparado cinco veces, pero no más de diez veces. La evidencia física indica que las autoridades federales le habían disparado docenas de veces y quizá hasta más de 100 disparos habrían hecho hacia la casa", dijo Sánchez Ramos a EL VOCERO.

El secretario adelantó que hoy enviará una carta al Departamento federal de Justicia solicitando que haga una investigación sobre los hechos ocurridos el viernes en Hormigueros, donde estaba escondido Ojeda Ríos.

"Una cosa es si se ha cometido delito y otra cosa es si se siguieron las normas y los procedimientos para este tipo de situación", dijo Sánchez Ramos. "Pudiera ser que el Departamento de Justicia federal concluya que no se siguieron los procedimientos y a esa agencia le correspondería tomar las acciones pertinentes".

Indicó que la última vez que se comunicó con las autoridades federales fue el sábado para solicitar que se mantuviera informado al Gobierno isleño sobre las gestiones a nivel federal. Se comunicó, dijo, con una ayudante de Humbert García, jefe de los fiscales federales.

Revisará armas federales

El titular de Justicia indicó que, como parte de la investigación que llevarán las autoridades de Puerto Rico, se le solicitará al Negociado Federal de Investigaciones (FBI) que entregue las armas y las municiones que se usaron durante el operativo.

Se mostró confiado de que el FBI le entregará estas armas, y dijo tener "un compromiso" de Samuel Santana, subdirector del FBI en Puerto Rico.

"Ya tenemos un compromiso en cuanto a las armas y toda la evidencia física que está allí. Ya el sábado las armas no estaban porque los agentes se habían retirado del área, dejando toda la evidencia física. Todo eso va a ser examinado por Ciencias Forenses", dijo Sánchez Ramos.

A preguntas de este rotativo, Sánchez Ramos indicó que existe la posibilidad de que entrevisten algunos de los agentes activados en el operativo.

"Parte de nuestra investigación es hacer los esfuerzos dentro del marco de la reglamentación aplicable para sí entrevistar a estos agentes. Entrevistarlos, examinar sus armas y obtener toda la información necesaria para llegar a conclusiones responsables", indicó Sánchez Ramos.

Investigan también los togados

El Colegio de Abogados creará una comisión especial para investigar la muerte de Ojeda Ríos a manos de agentes federales, según lo informó ayer el presidente del Colegio de Abogados, Julio Fontanet.

Fontanet dijo que la Junta de Gobierno del Colegio tomó la decisión luego de escuchar la conferencia de prensa del jefe del FBI en Puerto Rico, Luis Fraticelli, en que, a su entender, no ofreció los detalles que se le estaban requiriendo sobre el operativo en Hormigueros.

"Más aún, la detención de Elma Beatriz Rosado apunta a lo que llamaríamos una detención excesiva, ya que no había ningún tipo de prueba contra ella", dijo Fontanet en comunicado de prensa. "El despliegue de fuerza del FBI y la oscuridad en que mantuvieron los detalles del operativo arrojan muchas interrogantes sobre las intenciones de esta acción cuasi militar".

La comisión estará formada por no menos de siete abogados, tres especialistas en investigación forense y cuatro en derechos humanos y constitucionales. El informe, dijo, debe estar listo en tres meses.